5 claves para Superar la Tristeza sin Motivo

  • por
Cómo Superar la Tristeza Profunda

Normalmente la emoción de la Tristeza aparece en relación a algún tipo de Pérdida. Puede ser de cualquier tipo: La de un ser querido, la pérdida de una posición en la sociedad, la pérdida de un empleo que lleva a perder rutinas diarias, etc.

En todos estos casos existe un motivo que justifique estos sentimientos y también existe un plan de actuación claro para acabar con ellos: Hay que elaborar el duelo de la pérdida. Seguramente seguir el plan no será tarea fácil, pero al menos hay un camino y si lo vas siguiendo los sentimientos de Tristeza Profunda van bajando de intensidad.

Pero existen otras situaciones donde la persona no logra encontrar una explicación lógica a estos sentimientos. Se me ocurren dos posibilidades:

  • Que realmente no exista una causa aparente que explique estos sentimientos.
  • Que la tristeza aparezca como consecuencia de un proceso de pérdida y que, después de elaborarse el duelo, los sentimientos no acaben desapareciendo. La causa primaria que explicaba la Tristeza ha sido sanada pero ésta continúa existiendo sin motivos aparentes.

5 claves para Superar la Tristeza sin Motivo​

Clave 1: La Tristeza está tapando otra emoción

Si el ser humano se compone de Cuerpo y Mente (espíritu o campo energético también pero éste de momento no lo menciono aquí para no liar más), las emociones forman parte del Cuerpo y los pensamientos de la Mente.

Las emociones movilizan al cuerpo hacia la acción aunque muchas veces las bloqueamos y no dejamos que cumplan su función.

Una manera de hacer esto, es tapar una emoción con otra. Te pongo un ejemplo:

“Como no me permito sentir rabia (por miedo a herir a otras personas) esa rabia la apunto hacia mí mismo y la tapo con otras emociones como la Tristeza (que son menos peligrosas)”.

Está un poco simplificado para que se entienda pero el mecanismo es más o menos éste.

¿Qué puedes hacer?

Obsérvate cuando aparezca la Tristeza. ¿Existe algún conflicto con alguien donde te hubiese gustado actuar de determinada forma y no fuiste capaz? No es necesario que sea reciente, puede haber ocurrido hace varios días.  

Enfócate en la situación y trata de reconocer qué es lo que tu cuerpo quería hacer y “no le dejaste”. Podría ser un movimiento de apartar, empujar, parar o pegar un grito para hacerte valer.

Una vez detectado ves a un lugar cómodo y tranquilo para ti y, enfocándote en la situación pasada, reproduce eso que le faltó hacer a tu cuerpo y no pudo. No lo hagas a lo loco, ponle mucha conciencia al acto sintiendo la liberación de tu cuerpo cuando es capaz de culminar la acción.

Las emociones movilizan el cuerpo a la acción

Has de tener un poco de imaginación para reproducir el movimiento que quisiste hacer y no pudiste: empujar algún objeto pesado representando que apartas a alguien de tu lado, pegar un grito contundente diciendo alguna palabra significativa, darle un golpe a algún cojín para descargar rabia, etc.

Clave 2: La Tristeza es el resultado de otros procesos emocionales más complejos.

Sentimientos complejos como la desesperanza, la baja autoestima y los sentimientos de inferioridad pueden estar generando emociones como la Tristeza. En estos casos la Tristeza no es una Emoción Primaria a la que se tiene que dar prioridad. Es necesario abordar esos sentimientos y sanearlos.

Lo más importante de todo es que logres aceptar que tienes estos sentimientos. No pasa nada, no eres un ciudadano de segunda por tener la autoestima baja y tampoco son sentimientos que se corresponden con la realidad (Tú puedes sentirte inferior a los demás pero eso no quiere decir que lo seas. Lo único que quiere decir es que, verdaderamente, no te conoces a ti mismo. Si supieses realmente quien eres te sorprenderías del enorme poder que tienes).

¿Qué puedes hacer?

Todos estos sentimientos se alimentan a partir de creencias erróneas sobre ti mismo que te limitan.

  • Estate atento cuando aparezcan esas creencias, lo harán en forma de “frases lapidarias” resonando en tu mente.
  • Escribe la creencia y haz dos columnas.
  • En una columna pon todas las situaciones reales que apoyen la creencia y en la otra pon las situaciones que la desmienten.
  • Trata de ser lo más sincero que puedas contigo mismo. No existe ningún peligro en darte cuenta que eres mejor o peor de lo que crees. Y si piensas que sí hay peligro… es que es una Creencia Limitante. ¡Apúntala!

Si supieses realmente quien eres te sorprenderías 
del enorme poder que tienes

Clave 3: Dile a la Mente que Pare

Cuando no hay motivos que expliquen tu Tristeza la mente se transforma en un Scanner infatigable en busca de evidencias. Este proceso nunca parará y se alimenta a sí mismo con mucha intensidad. 
Esto es lógico porque el razonamiento es el siguiente:

«Cuando logre descubrir la causa de mi Tristeza, ésta desaparecerá al momento».

Pero el resultado nunca llega.

Y nunca va a llegar porque las explicaciones no vienen desde la mente. Más bien, esa mente hiper activada es un obstáculo para que puedas entender realmente lo que te está pasando.

Las respuestas llegan desde un lugar mucho más profundo donde existe mucha información sobre ti mismo. Puedes llamarle como quieras: inconsciente, espacio del Ser, alma… el nombre da igual.

Para llegar allí la mente ha de estar en calma.

¿Y qué puedes hacer para calmar la mente?

Tienes un recurso buenísimo que te acompaña a todas partes y nunca desaparece: las sensaciones corporales. Además para hacerlo más poderoso te diré que las emociones que vas sintiendo a lo largo del día y las sensaciones corporales, están relacionadas entre si.

¿Hay un instrumento más bueno para conocer el mundo emocional que la observación de las sensaciones del cuerpo?

Para ello, en los momentos que tengas disparada la mente, enfócate en las sensaciones de tu cuerpo: Ves recorriéndolo parte por parte observando las sensaciones que aparecen en cada parte.  
Hay que observar sin reaccionar a la sensación. En el momento que se reacciona la mente se vuelve a disparar.

Poco a poco irás dándote cuenta que la mente se va calmando y que eres mucho más capaz de observarte realmente como eres.

Clave 4: Gafas de Cromoterapia

La Cromoterapia es una técnica que se engloba dentro de las Terapias Alternativas y se basa en la aplicación del color para obtener cambios emocionales en la persona y así mejorar su salud. Hay varias formas de utilizar el color en el contexto de la cromoterapia aunque la más económica y fácil de usar sea a partir de Gafas de Colores
(También puedes aplicar estos conceptos a los colores que usas para vestir)

En el caso de la Tristeza los colores terapéuticos son los siguientes:

AMARILLO: Aporta optimismo y ganas de vivir. Puede ser adecuado para personas que sufren Tristeza y Depresión, sobre todo cuando ésta es primaria (Es decir, cuando existe una causa que explique estos sentimientos). Estimula el cerebro colaborando en los procesos mentales de razonamiento y facilita la concentración. Ayuda a la asimilación de ideas

VERDE: Sirve para casi todo y se puede usar como complemento de cualquier otro color que estemos utilizando. Puede ayudar a la persona cuando se encuentra muy inestable emocionalmente ya que ayuda a tranquilizar.

AZUL: Induce a un estado relajado, de paz y tranquilidad. Favorece la meditación y los procesos internos de introspección, ayudando a desarrollar la intuición y la comunicación (ayuda a entrar hacia dentro).

MAGENTA: Es un buen relajante del Sistema Nervioso y a la vez ayuda a desbloquear emocionalmente a la persona.

TURQUESA: También ayuda a relajar el Sistema Nervioso y nos conecta con la espiritualidad.

¿Cómo usarlo?

Puedes buscar por internet unas Gafas de Cromoterapia del color que hayas decidido. Llévalas por casa unos 10 minutos diarios. Puedes hacerlo al poco de levantarte si consideras que es el momento cuando la casa está suficientemente tranquila. 
Con las gafas puestas mira hacia algún lugar luminoso del exterior y trata de no pensar en nada; o al menos tener la mente lo más callada posible.

Hay modelos que son bastante chulos y los puedes usar también para ir por la calle.

Clave 5: Cuida tu alimentación

¿Cómo puedo relacionarte las emociones con la alimentación? Lo voy a hacer de dos maneras: 

Alimentos Saludables supera la tristeza

Alimenta a tu Cuerpo Físico y no a tu Cuerpo Emocional. Si tu cuerpo físico tiene hambre, dale de comer buena comida. Pero si tu Cuerpo Emocional está “hambriento” no le tapes la boca con comida, mira a ver qué es lo que necesita.
Todos utilizamos a diario el alimento para modificar nuestras emociones: “voy a tomarme un heladito a ver si me levanto el ánimo”. Si hacemos esto de vez en cuando no pasa nada, es natural… siempre que seamos conscientes de la maniobra. El problema viene cuando abusamos de este proceso. Porque estaremos dándole al cuerpo alimentos que no le conviene en exceso y porque estaremos intentando tapar toda una serie de emociones que necesitan ser expresadas.

Yin-Yang supera la tristeza profunda

La Medicina Tradicional China tiene un sistema para explicar el funcionamiento del Cuerpo Humano basado en 5 elementos. (los chinos siempre han sido unos expertos en relacionar los 3 campos que conforman al Ser Humano, el campo físico, el campo emocional y el espiritual/energético).
Tienen varias técnicas para lograr el equilibrio de estos campos y una de ellas, la más importante, es la alimentación. 

Voy a ponerte unos consejos de alimentación según la Medicina Tradicional China para mantener en equilibrio al Elemento Tierra y al Elemento Metal, los elementos relacionados con las emociones de Tristeza Profunda.

  • Cuando vayas a comer hazlo con posturas relajadas y en ambientes libres de distracciones. No comer con la televisión puesta, escuchando música alta, mirando el móvil o leyendo.
  • Deja las discusiones para otro momento. La mesa ha de ser un espacio libre de broncas.
  • Mastica bien los alimentos antes de tragarlos.
  • No bebas demasiado líquido durante las comidas y que éste no esté excesivamente frío.
  • Reduce al mínimo el consumo de azúcar y de alimentos que la contengan: galletas, bollería industrial, helados, etc.
  • Reduce al mínimo el consumo de harinas: Pan blanco industrial, pizzas, bollos, empanadas, etc.
  1. Cereales Integrales: arroz, mijo, avena, trigo sarraceno
  2. Verduras: Calabaza, patatas, zanahoria, boniato
  3. Legumbres: Garbanzos y lentejas
  4. Frutos secos: nueces, castañas, almendras, sésamo, pipas de girasol
  5. Carne: Ternera, pollo, pato
  6. Pescado: blanco y azul (como el Salmón y las anchoas)
  7. Lácteos: queso curado de cabra u oveja.
  8. Especies y hierbas aromáticas: Canela, anís estrellado.
  9. Otros: Miel, jalea real y polen
  1. Verduras: cebolla, ajo, hinojo, puerro, rábano, apio, nabo
  2. Hierbas aromáticas: albahaca, salvia, tomillo, orégano, romero, perejil.
  3. Especies: comino, jengibre, clavo, pimienta.

Clave Bonus: Desarrolla tu Yo Observador

Como es un bonus me voy a permitir hablarte de conceptos un poco más raros, “subliminales” o esotéricos.

Cuando nos vemos a nosotros mismos en nuestra imaginación o cuando pensamos en nosotros mismos, es muy probable que lo hagamos en primera persona: lo hacemos sintiendo nuestros límites externos, es decir, la conciencia va desde dentro nuestro hacia fuera hasta chocar con nuestro límite corporal exterior.
Por otro lado proyectamos nuestra mente como una prolongación de nuestro límite físico que suele ir un poco hacia fuera de él hasta situarlo por encima de nuestra cabeza o justo por delante de nuestra frente.

Así es como Yo creo que nos proyectamos a nosotros mismos justo porque sentimos que nuestra conciencia se encuentra encerrada dentro de nuestro cuerpo. Y en realidad Yo creo que ésta se puede proyectar hacia el infinito.

Como última propuesta para Superar la Tristeza sin Motivo no te voy a pedir que te vayas tan lejos pero te propongo que intentes expandir un poco tu conciencia y la sitúes por fuera de tu cuerpo para observarte a ti mismo desde fuera.
No te esfuerces a observar tu cuerpo desde fuera, a priori, es difícil conseguirlo a la primera. Pero sí te pido que intentes escuchar a tu mente (pero desde fuera). Como ésta hace un ruido enorme, no te será difícil observarla desde fuera.

Observa tu propia mente desde fuera como si fueras un observador que está mirando a un artista de teatro.

¿Cómo es esta mente?, ¿Qué es lo que está haciendo todo el tiempo? Y ¿Cómo es el propietario de esa mente? ¿Cómo se comporta?…

meditación supera la tristeza profunda

¡Sobretodo! el observador no tiene que enredarse en el parloteo de la mente. Si lo haces, volverás a estar identificado con ella y te habrás metido para dentro otra vez. Tan solo observa  sin hacer nada más. Ya sacarás conclusiones más adelante. 

¿Vives en Barcelona o alrededores?

Si te sientes identificado con lo que he escrito y necesitas una atención más cercana, contacta conmigo para ver cómo te puedo ayudar mejor. Utiliza el Formulario de Contacto que te pongo a continuación y te llamaré lo antes posible: 
Lugar de Visita en Barcelona y Granollers.

Bueno, hasta aquí el artículo. Espero que todas estas claves que comparto contigo te ayuden a superar la tristeza sobretodo si no encuentras motivos que expliquen estos sentimientos. Ya sabes, y sino te lo digo ahora mismo, que puedes contar conmigo para lo que necesites… así que si te surge cualquier pregunta o comentario puedes hacerlo sin problemas.

Te espero un poco más abajo en los comentarios. Muchos ánimos y ¡Manos a la obra!… estoy seguro que lograrás Superar la Tristeza. 

Bibliografía

  1. Greenberg, L. S.; Paivio, S. C. (2017) Trabajar con las emociones en psicoterapia. Ed: Paidós.
  2. Bradford, M. (2012) La alimentación y las emociones. Ed: Océano
  3. Guerín, P. (2011) Dietoterapia Energética. Según los cinco elementos en la Medicina Tradicional China. Miraguano Ediciones
  4. Tolle, E. (2000) El poder del Ahora. Una guía para la iluminación espiritual. Gaia Ediciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responsable: Samuel Pujol Hernández
Finalidad: La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es para gestionar la consulta que me realizas en este blog.
Legitimación: Tu consentimiento explícito de que quieres recibir esta información marcando la casilla de verificación
Destinatarios: Los datos que me facilitas están en mi servidor de web y email OVH que cumple con la RGPD y también se encuentran alojados en la nube a partir de mi cuenta de Microsoft OneDrive de la que soy propietario y de la que doy fe que cumple con todos los criterios de seguridad por ellos expuestos.
Derechos: Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en hola@tristezaenpositivo.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.